La molestia del Arzobispo de Tunja con el Gobierno nacional #Tolditos7días

Compartir:
La molestia del Arzobispo de Tunja con el Gobierno nacional #Tolditos7días 1

Ayer, durante las honras fúnebres de monseñor Luis Augusto Castro, el arzobispo de Tunja, Gabriel Ángel Villa Vahos, mostró su molestia y dolor con el Gobierno nacional por su ausencia en los funerales del alto jerarca de la iglesia que era conocido como el religioso que más aportó y que más trabajó por la paz y la reconciliación en las últimas décadas.  

“No puedo ocultar un sentimiento vivido ayer en la celebración eucarística del funeral de monseñor en la catedral primada en Bogotá; vistos con criterios humanos, esperaba en la celebración, la presencia y la palabra de las autoridades del orden nacional como gesto de reconocimiento y gratitud, por su aporte a la sociedad colombiana, especialmente en los temas de paz y reconciliación, pero ni presencia, ni palabra”. 

“Finalmente pensé también que monseñor Luis Augusto, nunca buscó protagonismos, ni estuvo afectado por vanos narcisismos, su trabajo fue en orden a la extensión del reino de Dios, la pasión por la misión, el servicio a los demás, el respeto por la persona y su dignidad y el cuidado de la vida, como don sagrado. Dichosos los que trabajan por la paz, porque serán llamados hijos de dios. Monseñor Luis Augusto es llamado ya hijo de Dios y con toda seguridad, ha recibido el Nobel de paz que el señor ha prometido a sus servidores fieles”.

Luego le agradeció al clero, el gobierno departamental y municipal, las autoridades militares y de policía, educadores, medios de comunicación, representantes de la Academia de Historia, amigos y conocidos que agradecen la presencia de monseñor Luis augusto, por más de 20 años en esta Arquidiócesis.

Pero no fue solo en el funeral, el Gobierno nacional quedó en deuda con el alto jerarca que tanto le aportó a los procesos de paz y la reconciliación en nuestro país.

Compartir: