“Aún falta mucho por hacer”: Herman Amaya, frente a las conclusiones de la COP26

Compartir:

– Contenido Patrocinado –

Hola que tal, los ojos del mundo se concentraron en los jefes de Estado que se reunieron en Glasgow donde se adelantó la COP26, para llegar a un acuerdo sobre cómo afrontar una crisis global que muchos consideran una amenaza existencial.

En el 2015, el Acuerdo de Paris establece como meta limitar el calentamiento global por debajo de los 2°C, pero es la COP26 que hace un llamado urgente, existe una responsabilidad colectiva y no hemos hecho lo suficiente para afrontar esta amenaza.

Desde la Corporación Autónoma Regional de Boyacá (Corpoboyacá) reconocemos los efectos nocivos del cambio climático en el agua de la que depende 100% la vida, a diario bebemos agua, mueve la economía de diferentes sectores como la agricultura, la ganadería y es el medio de supervivencia de diferentes especies.

Es importante entender que el cambio climático afecta principalmente el ciclo del agua, modificando las precipitaciones e incrementando la humedad del suelo, lo que trae consigo condiciones cada vez más extremas.

Por esta razón desde Corpoboyacá, en concordancia con el desarrollo de la COP26 se conmemoraron: La Semana del Agua y de las Aves, con la esperanza de ir más allá de las palabras y pasar a la acción.

De acuerdo con el Instituto Von-Humboldt, las aves buscan ecosistemas de mayor altura por causas del cambio climático lo que varía sus comportamientos para adaptarse a lugares, sobrevivir y reproducirse.

Es por esta razón que hoy muchas especies de aves se han convertido en especies invasoras, desencadenando una alteración del equilibrio natural de las zonas.

En Corpoboyacá conocemos los riesgos del aumento de la temperatura en el planeta, por eso hemos decidido actuar, pequeñas acciones que pueden traer grandes beneficios.

Nuestro compromiso será el de seguir sensibilizando sobre la importancia del reto climático, unir esfuerzos desde todos los ámbitos y actuar con ambición y urgencia para proteger nuestra casa común.

Aún falta mucho por hacer, algunas de las conclusiones de la Cop26 dejan un sinsabor.

1. El acuerdo en la Cop26 hace una mención sin precedentes al papel de los combustibles fósiles en la crisis climática. El pacto requiere que las 197 partes estén conformes con el texto final y esta pendiente que todos los países acepten.

2. Los gobiernos tienen un rol especial en dirigir las acciones en favor del clima, como, por ejemplo: promulgar las políticas que sean necesarias para reducir las emisiones globales.

3. Los más grandes actores de la industria automotriz, se negaron a firmar una declaración para comprometerse a vender solamente autos y camionetas de emisiones cero para 2040 a nivel mundial, y a más tardar en el 2035 en los mercados principales.

4. La ONU reveló en un informe que los costos estimados para adaptarse a los peores efectos del aumento de las temperaturas en los países de ingresos bajos son de cinco a 10 veces mayores de la cantidad de dinero que fluye actualmente hacia esas regiones.

*Herman Amaya, director Corporación Autónoma Regional de Boyacá (Corpoboyacá).

Compartir: