Boyacá registró la segunda tasa más alta de muertes en el trabajo en el 2023

La tasa de Boyacá fue de 11,98 muertes por cada 100.000 trabajadores.

La tasa de Boyacá en el 2023 fue de 11,98 muertes por cada 100.000 trabajadores. Foto: archivo particular

Con un total de 694 muertes y una tasa anual de 5,88 por cada 100.000 trabajadores, el 2023 registró la mayor tasa de mortalidad laboral en Colombia desde el 2017 y un incremento del 31,9 % en el número respecto del 2022. Esto significa que, cada día dos trabajadores fallecieron por causas asociadas al trabajo.

Así lo reveló el Observatorio de Seguridad y Salud en el Trabajo del Consejo Colombiano de Seguridad en el Informe de Siniestralidad Laboral 2023, basado en los datos reportados por Fasecolda, un análisis del panorama de la seguridad y salud en el trabajo en Colombia durante el año pasado. 

El informe destaca una disminución en la cantidad de accidentes de trabajo en comparación con el periodo 2022, mientras que las muertes por accidentes de trabajo y enfermedades de origen laboral aumentaron. También se observa un ligero crecimiento en el número de trabajadores afiliados al Sistema General de Riesgos Laborales (SGRL), que alcanzó una cobertura del 51,8 % del total de la población ocupada. 

El número de muertes calificadas por accidentes de trabajo corresponde al 98,1 % del total de muertes calificadas (681) y por enfermedad laboral, al 1,9 % restante (13). Al comparar con los datos del 2022, las muertes calificadas por accidente de trabajo aumentaron en el 2023 un 37,0 % y las muertes por enfermedad laboral disminuyeron en un 55,2 %.

Los sectores con mayor índice de mortalidad laboral por cada 100.000 trabajadores fueron: explotación de minas y canteras (57,77 muertes), actividades de atención de la salud humana y de asistencia social (39,28 muertes) y suministro de electricidad, gas, vapor y aire acondicionado’ (19,46 muertes). La tasa de mortalidad en el sector minero supera 10 veces la tasa nacional. 

Los sectores que mayor número de muertes reportaron fueron actividades de atención de la salud humana y de asistencia social, con 269 muertes, equivalente al 38,8 %; seguido de los sectores de construcción con 84 muertes (12,1 %), con un aumento del 47,4 % frente al 2022, y el sector de explotación de minas y canteras, con 82 muertes (11,8 %).

Al analizar la distribución geográfica de las tasas de mortalidad por accidentes de trabajo en Colombia durante el 2023, se observa que el departamento de Vaupés presenta la tasa más alta con 34,84 muertes por cada 100.000 trabajadores. Le siguen Boyacá (11,98), Norte de Santander (9,89), Guaviare (9,45) y Cundinamarca (8,74).

En cuanto a la variación anual, se identificó una disminución en las tasas de Boyacá y Norte de Santander, mientras que en Cundinamarca, Guaviare y Vaupés las tasas aumentaron (en Guaviare y Vaupés no se registraron muertes por accidentes de trabajo en el 2022).

Bogotá D.C. es la ciudad con mayor número de muertes por accidentes de trabajo en el 2023, con 277 casos, que representan el 39,9 % del total nacional. Esta cifra representa un preocupante aumento del 114,7 % con respecto al 2022. Le siguen Antioquia (84 muertes, 12,1 % del total) con una reducción del 6,7 % y Valle del Cauca (59 muertes, 8,5 % del total) con un aumento del 37,2 % frente al 2022.

Leve descenso en los accidentes de trabajo

En el 2023, el número de accidentes labores en Colombia presentó un leve descenso del 3,8 % con respecto al 2022, con un total de 522.160 accidentes de trabajo y una tasa anual de 4,42 accidentes por cada 100 trabajadores, cifra contraria al comportamiento que se había reflejado en los dos últimos años, donde el número de eventos había incrementado. En promedio se registraron 1.431 accidentes laborales por día.

Los sectores con las mayores tasas de accidentalidad por cada 100 trabajadores fueron: agricultura, ganadería, caza, silvicultura y pesca (14,23), triplicando la tasa nacional; explotación de minas y canteras (13,43), y distribución y tratamiento de agua (9,24).

En cuanto al número de accidentes, las industrias manufactureras’ (80.480) y la construcción (62.689) registraron las cifras más altas, aunque con una disminución frente al 2022 del 10,5 % y 3,9 %, respectivamente.

El departamento de Magdalena (6,50 accidentes por cada 100 trabajadores) lideró la tasa de accidentalidad por quinto año consecutivo, aunque con una reducción progresiva en los últimos años. Le siguieron Caldas (5,76), Antioquia (5,75), Meta (5,65) y Risaralda (5,53).

En cuanto al número de accidentes, Bogotá D.C. (144.392), Antioquia (114.096) y Valle del Cauca (51.982) registraron las cifras más altas, con reducciones del 6,4 %, 4,8 % y 10,7 %, respectivamente.

Tasa de enfermedad laboral en Colombia se reduce en dos tercios

En el 2023, las enfermedades laborales en Colombia tuvieron una reducción significativa: en relación con el número de casos, se redujeron en un 67,1 % en comparación con el 2022, tendencia que se viene presentando en los últimos tres años. Así, para el periodo en mención se reportaron 10.380 eventos calificados, lo que equivale a un promedio de 28 casos diarios.

Así mismo, se presentó una tasa de 87,95 enfermedades calificadas por cada 100.000 trabajadores, similar a los niveles previos a la pandemia. De hecho, este indicador es tres veces menor en comparación con la tasa anual registrada en el 2022 que fue de 270,40 enfermedades calificadas por cada 100.000 trabajadores. Los sectores con mayor tasa de enfermedad laboral fueron actividades de atención de la salud humana y de asistencia social (277,46), explotación de minas y canteras (221,94) e industrias manufactureras (195,58).

Arauca, con una tasa de 304,36 enfermedades por cada 100.000 trabajadores, ostenta la tasa más alta, 1,7 veces superior a la del 2022. Le siguen Huila (170,71), Cundinamarca (118,68), Valle del Cauca (114,12) y Bolívar (111,55).

En cuanto al número total de enfermedades, Bogotá lidera con 4.125 casos (39,7 %), seguida por Valle del Cauca (1.326 registros, 12,8 %) y Antioquia (1.177 eventos, 11,3 %). Estas tres zonas registraron una reducción en el número de casos frente al 2022, con variaciones entre 55,8 % y 63,2 %. 

Llama la atención el aumento de enfermedades laborales reportadas en Arauca, Guainía y Vichada, siendo los únicos departamentos con un crecimiento en este indicador.

-Publicidad-