Cayó la banda de secuestradores del sur de Casanare

Luego de la captura del presunto líder de la banda por parte de Gaula-Policía, se anunció que fueron cayendo en poder de las autoridades.

A los detenidos en operativos coordinados con Gaula Policía, un juez les legalizó la captura y dictó medidas restrictivas de su libertad. Foto: Archivo Particular

Según las autoridades, la poderosa organización criminal que se hacía llamar Los Alacranes, estaba integrada por antiguos miembros de las Autodefensas Campesinas de Casanare, que lideró Alias Martin Llanos y había organizado y ejecutado por lo menos cinco secuestros extorsivos en la región. 

En una intensa y exitosa operación de la fuerza pública, se logró la captura Carlos Andrés Pinzón Silva, supuesto líder de una banda de criminales que habían logrado sembrar el terror en los municipios de Villanueva, Sabanalarga, Monterrey y Tauramena al Sur de Casanare, donde habrían secuestrado por lo menos a cinco personas durante las últimas semanas. 

Luego de la captura del presunto líder de la banda, Pinzón Silva, por parte de Gaula-Policía, se anunció que fueron cayendo en poder de las autoridades, Luz Myriam Torres Figueredo, Edwin Andrés Días, María Cecilia Silva y en las últimas horas, se aprendió en Villavicencio, a Omar Gutiérrez Herrera, Alias Piraña, quien es señalado de hacer parte de la banda, de los Alacranes. 

De acuerdo a la versión entregada a Boyacá Sie7e Días, por las autoridades de Policía, en el momento de la captura, a María Cecilia Silva, mamá de Pinzón Silva, alias el Alacrán, los investigadores le encontraron una alta suma de dinero y a su compañera sentimental, Luz Myriam Torres Figueredo, 50 millones de pesos. Al tercer capturado, Edwin Andrés Días Acosta, se le hallaron 49 millones de pesos más, producto seguramente de las extorciones y secuestros de la banda.

Se presume que estos dineros hacen parte del rescate que posiblemente pagó la familia por un ganadero secuestrado hace una semana en su finca entre Monterrey y Tauramena y que fuera precisamente uno de los casos delictivos a los que se vincula a los peligrosos «Alacranes».

A estas personas capturadas en operativos coordinados con Gaula Policía, un juez les legalizó la captura y dictó medidas restrictivas de su libertad, porque podrían estar relacionadas con la tenencia del dinero producto de las extorsiones. 

Un fiscal especializado de la Seccional Casanare logró que un juez con función de control de garantías impusiera medida carcelaria por los delitos de concierto para delinquir agravado con fines de extorsión, secuestro extorsivo, fabricación o porte ilegal de armas agravado y hurto calificado en contra de los implicados.

-Publicidad-