Por emitir fallo contra feminicidio en Yopal juez es condecorado por el Consejo de Estado

Por haber emitido una sentencia ejemplar en contra de la violencia de género, el Juez Tercero Administrativo del Circuito Judicial de Yopal, Mauricio Andrés Pérez Caballero, obtuvo la condecoración José Ignacio de Márquez al mérito judicial en la categoría Jueces

El Juez Tercero Administrativo del Circuito Judicial de Yopal, Mauricio Andrés Pérez Caballero fue condecorado. Foto: Archivo particular.

Los hechos que hace relación esta distinción, ocurrieron el 17 de enero de año 2016 en el corregimiento El Morro, del municipio de Yopal, en un caso calificado de feminicidio, en el que resultó muerta de manera violenta, Liliana Paola Toca Rincón y en el que se responsabilizó a su expareja sentimental, José Lorenzo Rivera Ayala.

La víctima, Liliana Paola, debió de padecer antes de ser atacada mortalmente, toda una tragedia detrás de las autoridades pidiendo protección, golpeó las puertas de los despachos oficiales denunciando a Rivera Ayala, quien la acosaba, la asediaba, la amenazaba y pese a que se profirió una medida de protección, esta no se hizo efectiva hasta que ocurrió su muerte. 

Mauricio Andrés Pérez Caballero, el Juez que conoció el caso, declaró administrativa y solidariamente responsable al Municipio de Yopal, a la Fiscalía General de la Nación y al Ministerio de Defensa, para indemnizar a los familiares, por el daño moral y lucro cesante consolidado a futuro a su pequeño hijo. 

El Galardonado funcionario de la rama judicial, es el mismo que decretó la medida de suspensión provisional del decreto municipal, mediante el cual se adoptó el plan parcial de la urbanización Alameda Martha Mojica, ubicado en un área de expansión de Yopal, producto de una Acción Popular interpuesta por un concejal.

Así mismo, una sentencia de su despacho, determinó que la Cámara de Comercio de Casanare no está obligada a sellar la entrada a su parqueadero ni a demoler el área de acceso a Unicentro, entre otros muchos fallos que han causado impacto en la ciudadanía casanareña.