Cinco razones para trabajar como desarrollador de software en Colombia

En la mayoría de los casos, los desarrolladores de software gozan de trabajo remoto, aprendizaje continuo, rápida inserción laboral y colaboración con equipos diversos y modernos.

Según la plataforma de conexión laboral, Hireline, existen alrededor de 1.2 millones de desarrolladores en América Latina. El 50 % está en Brasil, seguido de México, Argentina y Colombia, lo que convierte esta región en la segunda a nivel mundial con la mayor cantidad de desarrolladores por año.

En el marco del creciente impulso de las tecnologías en las diferentes industrias de la economía, tras la pandemia, el sector de las TICs se viene posicionando con fuerza. Actualmente es el cuarto más grande Latinoamérica y genera alrededor de 370.000 empleos en el país, según datos de la Cámara Colombiana de Informática y Telecomunicaciones (CCIT).

Este auge, que no solo ha permitido evolucionar la forma en que se hacen negocios, ha llevado a que las compañías cada vez requieren de más profesionales expertos en programación y desarrollo de software, capaces de responder a los desafíos del mundo globalizado y la trasformación digital, lo que convierte el desarrollo de software en una profesión altamente rentable y con destacables beneficios a nivel laboral. En este sentido, SoftServe, multinacional líder en consultoría de software y servicios digitales, comparte las 5 razones para trabajar como programador o desarrollador en Colombia:

1. Trabajar en diferentes sectores y flexibilidad laboral

Dada la versatilidad de las habilidades y conocimientos del desarrollador, estos pueden trabajar en diversos sectores o proyectos. Desde el desarrollo de aplicaciones móviles e interfaces para mayor seguridad cibernética hasta soluciones basadas en inteligencia artificial, entre muchas otras.

De igual forma, los desarrolladores disfrutan de horarios flexibles y trabajo remoto. Esta condición les permite adaptar su trabajo a sus necesidades y preferencias personales, lo que contribuye a un mejor equilibrio entre lo laboral y la vida personal.

2. Evolución constante y aprendizaje continuo

El mundo tech está en constante evolución por lo que los desarrolladores se benefician de un entorno que estimula el aprendizaje continuo. Esta carrera ofrece la oportunidad de mantenerse actualizado con las últimas tendencias tecnológicas a través de talleres, reuniones con comunidades, bootcamps, entre otros, lo que significa que los profesionales en este sector tienen acceso de manera permanente a nuevas oportunidades para crecer y mejorar habilidades blandas y técnicas.

3. Rápida inserción y estabilidad laboral

Debido el alto impacto de la tecnología en los negocios y la necesidad de profesionales TI altamente capacitados, existe una alta demanda de desarrolladores en el mercado laboral y esto facilita el acceso a empleos.

Según la plataforma de conexión laboral para profesionales de tecnología, Hireline, existen alrededor de 1.2 millones de desarrolladores en América Latina. El 50 % está en Brasil, seguido de México, Argentina y Colombia, lo que la convierte en la segunda región a nivel mundial que tiene más desarrolladores por año. En este sentido, los profesionales en esta área gozan de una alta estabilidad laboral y tienen diversas oportunidades para crecer y avanzar en sus carreras.

4. Salarios competitivos y muchas veces en dólares

Es uno de los beneficios más atractivos de trabajar en este campo, sin embargo, dependerá de diferentes factores como la experiencia y el tipo de cargo. Según Talent.co un desarrollador junior podría ganar mensualmente entre COP $2.500.00 y COP $4.500.000 y un profesional senior COP $7.000.000.

De igual forma, dependiendo la empresa y el tipo de contrato, los desarrolladores pueden ganar en dólares y recibir comisiones por la finalización con éxito de sus proyectos.

5. Equipos de trabajo diversos y modernos

Los profesionales en programación y desarrollo de software trabajan en equipos multidisciplinarios en los cuales establecen conexiones y se relacionan con expertos de diferentes industrias. Asimismo, en muchos casos llegan a trabajar en equipos internacionales, lo que les brinda la oportunidad de colaborar con personas de diversas culturas y perspectivas; esto no solo enriquece el proceso de desarrollo, sino que también fomenta un entorno de trabajo global.

“Estamos en la era digital y esta es la profesión del presente, por lo que desde SoftServe buscamos motivar a que más colombianos trabajen en carreras relacionadas con sector TIC, el cual según Fedesoft y el Fondo Monetario Internacional (FMI) está valorado actualmente en aproximadamente 10.000 millones de dólares y conformado por más de 11.000 empresas”, agregó John Howard, Vicepresidente Country Manager de SoftServe Colombia.