[Infografía] Ejército israelí avanza su ofensiva en Gaza y destruye la casa del jefe político de Hamás

Esta operación se llevó a cabo en el campo de refugiados Al Shati, en el norte de la Franja de Gaza.

Con información de la Agencia EFE

El Ejército de Israel continúa este jueves su ofensiva por aire, mar y tierra en la Franja de Gaza, donde destruyó la residencia de Ismail Haniyeh, jefe del Buró Político del grupo islamista Hamás, mientras se prepara para profundizar los ataques en el sur del enclave.

«Durante la noche, aviones de combate de las Fuerzas de Defensa de Israel atacaron la residencia de Ismail Haniyeh, jefe del Buró Político de Hamás», quien vive exiliado en Catar desde hace años, indicó un portavoz del Ejército.

“Esa casa se utilizaba como infraestructura terrorista y a menudo servía como punto de reunión para que los altos líderes de Hamás dirigieran ataques terroristas contra civiles y soldados israelíes», explicó.

Esta operación se llevó a cabo en el campo de refugiados Al Shati, en el norte de la Franja de Gaza, cerca del Mediterráneo, donde las tropas israelíes localizaron y destruyeron un depósito de armas de las fuerzas navales de Hamás, que contenía equipos de buceo, dispositivos explosivos y armas, según señaló el portavoz.

Durante el operativo, los soldados israelíes se enfrentaron a milicianos y confiscaron cinturones explosivos, barriles explosivos, misiles antitanque, equipos de comunicaciones y documentos de inteligencia.

Desde que se inició la guerra, hace más de un mes, medios palestinos informaron de la muerte de una quincena de miembros de la familia de Haniyeh por ataques israelíes, incluidos un hermano, un sobrino y una nieta.

En tanto, el ministro iraní de Exteriores, Hosein Amir Abdolahian, se ha reunido al menos dos veces con Haniyeh en Catar desde que comenzó la escalada, un gesto de apoyo público.

Por otro lado, el Ejército israelí continúa rodeando el hospital Al Shifa, en la ciudad de Gaza, donde el miércoles realizó una operación ‘precisa y selectiva’, según un portavoz militar.

El Ejército israelí aseguró haber encontrado en ese centro médico, donde se refugian unos 3.000 pacientes -entre ellos 36 recién nacidos-, personal médico y desplazados, un centro de mando, armas y activos tecnológicos de Hamás, mientras el personal que trabaja ahí niega cualquier actividad militar.

El Ministerio de Sanidad de Gaza, controlado por Hamás, calificó esta incursión de crimen de guerra y denunció este jueves que las tropas israelíes destrozaron deliberadamente las máquinas de radiología y muchos dispositivos médicos ubicados en el sótano del Edificio de Cirugía Especializada.

Además de estas operaciones en el norte de la Franja, el Ejército israelí se prepara para tomar el sur, a donde se han desplazado unos 1,7 millones de gazatíes, más de dos tercios de la población.

El miércoles, el Ejército pidió la evacuación de varios pueblos de la gobernación de Jan Yunis mediante volantes lanzados desde el aire.

Todo esto ocurre en medio de una creciente presión internacional por un alto el fuego, el cual Israel ha rehusado vehementemente.

Israel declaró la guerra a Hamás el 7 de octubre tras un ataque masivo del grupo islamista que incluyó el lanzamiento de miles de cohetes y la infiltración en territorio israelí de unos 3.000 milicianos que masacraron a unas 1.200 personas y secuestraron a otras 240.

Desde entonces, las fuerzas aéreas, navales y terrestres de Israel atacan sin tregua la Franja de Gaza, dejando más de 11.300 muertos, 29.200 heridos y 3.600 desaparecidos bajo los escombros.

Además, 42.000 viviendas, 255 escuelas, 96 estructuras de Gobierno, 72 mezquitas y tres iglesias fueron totalmente destruidas, mientras 25 hospitales y 52 centros de salud quedaron fuera de servicio.