Escándalo en el futbol profesional colombiano: Capturan a tres futbolistas por extorsión

Guy Esteban García, Santiago Mera y Debinson Mateus, son los nombres de los tres jugadores del Once Caldas que fueron detenidos por el Gaula y ahora tendrán que responder ante la justicia por el delito de extorsión.

Once Caldas se enfrenta este lunes a un grave escándalo por la captura de tres de sus jugadores en un operativo del Gaula en la ciudad de Manizales. Foto: Policía Manizales.

“El Gaula Caldas, en coordinación con la Fiscalia 2 local de Manizales, logran la captura en flagrancia de 03 personas de sexo masculino por el delito de extorsión, momentos en que recibían la suma $500.000 por parte de una estudiante de medicina (nacionalidad española) a cambio de devolver un celular Iphone que se le había hurtado días antes», se lee en el comunicado del coronel Diego Fontal Cornejo, comandante de la Policía Metropolitana de Manizales.

Al parecer, la captura de los jugadores se dio en la noche del domingo 9 de abril, en inmediaciones del Centro Comercial Cable Plaza, en el sector de El Cable, de la capital del departamento de Caldas.

De acuerdo con lo informado por las autoridades, los sujetos fueron detenidos cuando se disponían a recibir 500.000 pesos de una ciudadana española a cambio de devolverle su celular.

De los tres, Mateus es el único que estuvo en la lista de convocados para el partido del sábado ante Unión Magdalena, que acabó en empate 1-1 en el estadio Palogrande, casa del ‘blanco blanco’. El arquero de 22 años no ingresó al partido, pero sí estuvo sentado en el banquillo dirigido por Pedro Sarmiento.

Al momento de la captura, fue incautado el dinero que habían acordado ambas partes y los celulares de cada uno de los implicados, que desde ahora servirá como material probatorio para la investigación.

Según el Gaula, existen audios, chats y registros de llamadas que demostrarían la culpabilidad de los futbolistas y el mecanismo con el que amenazaban a su víctima con vender el celular si no cumplía con los requisitos. 

El comunicado de Once Caldas

“Es importante aclarar que las presuntas conductas cometidas no corresponden con los valores y lineamientos de la institución, por lo que Once Caldas S.A. no puede hacerse responsable ni solidario de las acciones individuales o desplegadas a título personal y ajenas al ámbito deportivo que los jugadores o funcionarios realicen en su tiempo libre”, informó el club de Manizales este lunes, como respuesta al reprochable hecho.

Once Caldas también manifestó que está dispuesto a colaborar con la justicia para esclarecer los hechos que hoy están dando de qué hablar en la prensa deportiva y en los que seguramente se ahondará los próximos días. “El Club es respetuoso de la ley y de los derechos de los juveniles como personas presuntamente incursas en un delito, motivo por el cual acataremos y estaremos atentos a las decisiones de la Administración de Justicia con la que colaboraremos en lo que sea necesario”, expuso.

El equipo además del eje cafetero aseguró que brindará asesoría jurídica a los procesados y que una vez la justicia resuelva el caso, decidirá qué medidas adoptar con los jugadores.

“Enfatizamos que respetuosos de los derechos qué les asisten como personas sometidas a un proceso penal, en especial la presunción de inocencia y derecho de defensa, contarán con el apoyo jurídico necesario y, una vez finalizado el proceso, desde el Once Caldas S.A. Se tomarán las medidas pertinentes”, agregó.

“Lamentamos y rechazamos cualquier actuación indebida o ilegal que pueda cometerse por cualquier miembro de nuestra institución y no seremos tolerantes con conductas al margen de la ley”, concluyó Once Caldas en la misiva.

El Gaula, al tener conocimiento de cada llamada de los individuos, acompañó a la mujer a la cita en el sector del Cable, en la zona rosa de Manizales, donde se dio la captura sobre las 9:30 de la noche.

-Publicidad-