En Colombia se nos ha olvidado soñar. ¡Bienvenido el Proceso de paz con el ELN! – David Sáenz Columnista7días

Compartir:

Recientemente el gobierno del presidente Gustavo Petro, ha anunciado que se reanudarán los diálogos de paz con el ELN. El país anfitrión será Venezuela. Estas dos situaciones, tanto el comienzo de una nueva negociación con esta guerrilla, como el compromiso de Venezuela, con quienes las relaciones diplomáticas estaban rotas, hasta el momento son un gran acierto del jefe de Estado por la construcción de la paz. La historia de Colombia ha demostrado que la mejor respuesta que se puede dar a un conflicto no es por la vía de las armas, sino por la ruta de la conciliación y del diálogo.

En Colombia se nos ha olvidado soñar. ¡Bienvenido el Proceso de paz con el ELN! - David Sáenz Columnista7días 1

Ahora bien, la historia del país nos ha hecho normalizar la violencia y creer que solamente por la vía de la confrontación bélica es posible vivir juntos. Lo anterior es una paradoja y más que ello, es una contradicción, es decir, ¿cómo podemos creer que la mejor forma de vivir juntos es a través de la aniquilación del otro? ¿Por qué no nos damos cuenta de que el otro también es del mismo país y que es una gran falacia decir que se pelea por la patria cuando se destruye al que también es colombiano?

Pese a que hemos normalizado la violencia, se hace necesario que los colombianos y colombianas soñemos con un nuevo país, uno en el que sea posible a través del diálogo y de la palabra, dirimir los conflictos que, dicho sea de paso, son inherentes a la vida en sociedad.

Se hace necesario que volvamos a confiar y que muchos, que también son colombianos, y que han sentido que su única participación en la política es a través de las armas, sientan que su forma de lucha es anacrónica y que sus palabras y sus propuestas son más políticas que sus balas y sus bombas.

Compartir: