La verdad sobre la renuncia del padre Víctor al colegio de Boyacá #Tolditos7días

Luego de que Boyacá Sie7e Días anunciara anoche en @boyacasietedias que el sacerdote Víctor Leguízamo había renunciado a la dirección general ‘rectoría’ del colegio de Boyacá en Tunja, el teléfono personal del connotado sacerdote colapsó por la cantidad de llamadas y mensajes.

Pues la verdad es que el religioso seguirá en el oficio en el que acaba de cumplir 30 años, es decir en el sacerdocio, y no dejó el cargo en el colegio, en el que venía desde el pasado 12 de julio de 2021, para irse a las calles a hacer campaña política, como muchos ya lo están anunciando.

Además de la rectoría del Colegio de Boyacá, El sacerdote boyacense de 57 años, también se ha desempeñado como docente de diferentes colegios como el Carlos Arturo Torres de Aquitania; El Rosario, el Inem y el Antonio José Sandoval, de Tunja. Fue subdirector y director de Salud Pública de Boyacá, secretario encargado de Gobierno y de Protección Social de Tunja, al igual que alcalde encargado de la capital boyacense en cuatro oportunidades. Además, fue secretario de Educación de Tunja, durante la Administración de Fernando Flórez, cargo en el que continuó durante el gobierno de Pablo Cepeda.

El padre Víctor, quien en adelante se volverá a dedicar exclusivamente al tema religioso inició como sacerdote en Aquitania y de allí fue trasladado para la Comunidad de las Hermanas Nazarenas en Tunja, donde adelanta periódicamente sus eucaristías, pero también celebra en la catedral Santiago de Tunja donde convoca cada domingo a cientos de feligreses, especialmente jóvenes a la eucaristía de 6:30 de la tarde.