Salas de conversación virtuales, ¿una necesidad? – Javier Sneider Bautista #Columnista7días

Formamos parte de una sociedad en la que es importante la relación directa con las demás personas, donde siempre se dice que el santo hace el milagro, somos seres sociales y necesitamos pertenecer a grupos de interés afines.

Hemos vivido una serie de situaciones difíciles desde que inició la pandemia por coronavirus, y una de las situaciones que nos ha cambiado la vida ha sido la forma como nos tuvimos que adaptar a nuevas maneras de relacionarnos. En una sociedad como la nuestra, en la que el contacto físico forma parte del día a día, y en el que nuestras relaciones sociales son uno de los núcleos de nuestra vida, hemos tenido que darle una vuelta a esto: aprender a vernos menos, y hablar más por otras vías, como las redes sociales, aplicaciones de mensajería, videollamadas y plataformas virtuales de comunicación.

Hablando de redes sociales, antes de la pandemia ya eran conocidas, sin embargo estas también han tenido que transformarse y adaptarse a las necesidades de sus usuarios, es así, que nacen nuevos canales de comunicación, es el caso de Clubhouse, dicho por Wikipedia, «Clubhouse se lanzó en el sistema operativo iOS en abril de 2020.​ La aplicación ganó popularidad en los primeros meses de la pandemia de COVID-19, especialmente después de una inversión de 12 millones de dólares en mayo de 2020 (10 millones en capital inicial y una compra de 2 millones de dólares en acciones) de la empresa de capital de riesgo Andreessen Horowitz.​ En diciembre de 2020, la aplicación tenía 600.000 usuarios registrados y solo se podía acceder a ella mediante invitación.​ En enero de 2021, la compañía anunció que pronto comenzaría a trabajar en una aplicación para el sistema operativo Android.»…​ Los anfitriones gestionan la conversación en directo, crean conferencias, o salas de audio como se conoce, se graba para poder publicarla y escucharla días después, como ocurre con las plataformas de vídeo de YouTube o Twitch, pero en audio.

Por su parte la red social Twitter creó su propia plataforma de salas de conversación denominada Spaces, la cual continúa ganándole terreno a Clubhouse, Twitter abrió Spaces a todos los usuarios ahora cualquiera puede grabar la charla mientras emite en directo.

La funcionalidad de grabación de Spaces se democratiza, siendo accesible para cualquiera que quiera crear una sala de audio, pueda guardarla en su perfil y compartirla durante un mes.

Por su parte Facebook también hizo lo suyo en Junio de 2021, creó las salas de audio en su red social. La empresa lanzó las salas de audio en vivo, una herramienta que permite que los usuarios puedan conversar de manera pública a través de la voz, algo muy similar a lo que ofrece Clubhouse.

Pero estas redes no son las únicas que ofrecen dicha funcionalidad, Telegram, Reddit, Discord y Spotify con Anchor administran sus propias plataformas de salas de audio.

Queremos interactuar, queremos que nos escuchen, queremos escuchar cada día nuevas ideas, nuevas propuestas, temas que nos interesen, por eso, las redes ofrecen espacios para generar narrativas colaborativas constructivistas, si usted siempre ha pensado en tener un espacio para interactuar, quizás debería probar con las salas de conversación, además de crearlas, es bueno participar de ellas.