El buen trago al que le apuesta este fin de año la Nueva Licorera de Boyacá, según su gerente Sergio Tolosa #LaEntrevista7días

La forma como se ha venido preparando la Nueva Licorera de Boyacá, para lo que será la reactivación de este fin y comienzo de año, contada por Sergio Armando Tolosa Acevedo, su gerente y el balance del 2021 y de los dos años en que lleva la fábrica en manos del gobierno departamental.

El Gerente de la Nueva Licorera de Boyacá se refiere al proceso que adelantan en la fábrica y como se viene dando la reactivación. Foto: Oficina Prensa Nueva Licorera de Boyacá

¿Qué está ofreciendo la Licorera para este diciembre?

Nosotros hemos venido trabajando en diferentes frentes desde hace un poco más de un año y uno de ellos es la diversificación de producto. Para poder acoplarnos precisamente a las necesidades que hoy presenta el mercado y ahí por ejemplo acabamos de actualizar la imagen de nuestro aguardiente Líder que es la insignia de la Licorera y darle una mayor relevancia a nuestro Onix sello negro con una edición limitada para este año.

¡Y regresaron unos productos que estaban olvidados!

Así es. Volvimos a sacar las cremas de cacao y de café o la triple sec, que han ocupado un espacio muy importante en nuestras tendencias de consumo. De igual manera los llamados tragos largos y de coctelería. Además, sacamos el aguardiente Líder verde que es propicio para esta época de diciembre, porque es un trago más suave para compartir.

¿Cómo les fue en el 2021? ¿Cuál es el balance?

Uy, fue un año mucho más pesado, es como ese coletazo de lo que pasó en el 2020 cuando nos encerraron, afectando de manera directa el tema comercial. Este año tuvimos un coletazo en medio de la reactivación muy lenta que se está dando a medios pasos, precisamente por la incertidumbre que existe de un nuevo pico.

¡Y en cifras ese balance!

Tuvimos un crecimiento muy leve. Lo que pasa es que en el 2020 todo el sector licorero del país cayo entre un 47 a un 53 por ciento y este año tuvimos una reacción con un crecimiento por el cumplimiento de las metas de entre un 10 y un 15 por ciento. Eso nos demuestra que sí hay una reacción de la economía. Gracias a esa reapertura del sector del entretenimiento esperamos un crecimiento de un 15, e incluso un 20 por ciento, pero eso va a depender mucho de los eventos masivos, porque hasta mediados del mes de noviembre no teníamos crecimiento.

¿Y eso en transferencias al departamento qué significa?

Esperamos en estos dos años de existencia de la Nueva Licorera de Boyacá y que coincidencialmente son casi el mismo tiempo de pandemia, completar unas transferencias por el orden de los 38.000 millones de pesos en transferencias al departamento. Es muy satisfactorio, que en medio de semejante situación, hayamos podido dar resultados, hacer diversificación y hacer una modernización en nuestros equipos que hacía por lo menos unos 30 años no se hacía en ningún equipo.

En los últimos 18 meses, la administración de la Nueva Licorera, liderada por Sergio Armando Tolosa, ha venido adelantando un proceso de modernización en su plata e infraestructura. Foto: Oficina Prensa Nueva Licorera de Boyacá

¿Y no tienen escasez de productos como en otros sectores?

Claro que sí, esto es algo atípico, pero nos está afectando a todos, a unos más que a otros, pero por ejemplo a esta industria la está afectando en escasez de materias primas. Por ejemplo, Peldar que es la que provee el vidrio en este país para toda esta industria, tiene problemas con el suministro de éste.

¿Cuántos empleados tiene la empresa?

Nosotros seguimos con la misma planta de empleados con la que iniciamos, tenemos 35 empleados y unos ocho puestos por prestación de servicios, adicionalmente en todo nuestro proceso de venta que lo hacemos a través de la comercializadora Líder, quienes generan otros 35 empleos entre asesores comerciales, administrativos, conductores, personal operativo y ahí la Licorera estaría generando por lo menos unos 80 empleos directos.

¿Cómo les ha ido con la destiladora de San José de Pare?

Muy bien. A ellos les compramos nuestras tafias y alcohol, que valga la pena decirlo son de muy buena calidad. Allá son unas 40 personas las que se emplean y que se sumarían en la cadena que le mencionaba hace unos instantes, sin contar todo el personal indirecto que se beneficia.

¿Qué tan importantes son para ustedes eventos como los aguinaldos?

Son fundamentales, son muy importantes para nosotros. Esos eventos masivos nos ayudan a mover no solo nuestro mercado, sino toda la economía local, de todo el sector del entretenimiento que genera miles de empleos y de la que dependen muchas, muchas personas en nuestro departamento. Pero además de los aguinaldos las tradicionales fiestas de fin y comienzo de año de diferentes localidades, son muy importantes para nuestra empresa y para .

¿Qué tanto los afectan las medidas de Ley seca?

Muchísimo y más si venimos de una seguidilla de medidas restrictivas por la pandemia como confinamientos, toques de queda y desde luego las de Ley seca. Por ejemplo, los fines de semana que teníamos muchas expectativas para un fin de semana con puente festivo y preciso decretaban Ley seca, afectando no solo a la Licorera, sino a mucha gente que se ha proveído en el comercio, que tiene todo listo y de un momento a otro les dicen que no van a poder trabajar. Lo mismo nos pasa a nosotros que durante todo el año hemos venido produciendo y tenemos las bodegas llenas para lograr abastecer la demanda de este fin y comienzo de año.

El nuevo catálogo de la licorera presenta productos nuevos y el retorno de algunas de las marcas que marcaron una historia en la oferta de esta empresa boyacense. Foto: Oficina Prensa Nueva Licorera de Boyacá

¿Y les preocupa un nuevo pico, esta nueva variante de la COVID-19?

Pero claro que nos preocupa, nos aterra que en este momento volvieran a decir que todo el mundo de nuevo a confinamiento y por eso siempre hacemos el llamado, para que entendamos que podemos disfrutar, pero manteniendo las medidas de bioseguridad. De nosotros mismos depende el poder lograr una reactivación verdadera y sostenida.

¿Qué pasó con la producción de alcohol?

Lo seguimos elaborando, este es un producto que ya ha logrado unos clientes permanentes. En el 2020 la venta fue muy buena, y en este momento seguimos su elaboración, pero ya en cantidades más bajas, sin embargo, no para la producción, solo que ya no en esas cantidades tan grandes. Tanto el alcohol, como el gel se han convertido en productos permanentes de nuestro catálogo.

¿Y van a tener el ron especial de fin de año?

Claro que sí, es un ron especial 12 años. Un ron que sacamos gracias a las tafias que tenemos en nuestras bodegas, con un añejamiento envidiable y con el que se puede producir en ron de muy buena calidad. Es un producto envidiable, un producto único. Además del ron Boyacá tradicional, tenemos esta edición especial 12 años, que es de verdad para darle gusto a los paladares más exquisitos.

¿Qué ha pasado con lo de la llegada a otros departamentos?

En este momento tenemos permisos ya de introducción a Arauca, Casanare, Santander, Cundinamarca y Antioquia. Nosotros tenemos un comercializador exclusivo, tanto para Boyacá, como para el país y entonces estamos hablando ya con él exigiéndole porque ya le abrimos las puertas en otros departamentos, pero aún no comienza operaciones y lo necesitamos. Esperamos que en este fin de año sí podamos estar por lo menos en Casanare y Santander con aguardiente y ron, y en Cundinamarca solo con ron, porque allí ni nos dieron permiso de poder comercializar aguardiente.

¿Y para el caso de llegar con los productos de la licorera a otros países?

Pues mire que estamos ya finiquitando detalles para lo que será nuestra primera exportación desde la Nueva Licorera de Boyacá a Venezuela. Ese viaje se iba a dar hoy, pero tenemos un problema con una tornaguía, porque el permiso lo da la Rentas Departamentales, para que salga un cargamento de un departamento a otro, es decir que aquí no se pagan los impuestos, sino que llegan al departamento destino y allí les ponen las estampillas. Ya tenemos manifiesto de exportación y la consignación ya nos la hicieron, dependemos de un documento y listo, saldrá el primer tractocamión cargado con producto de la Nueva Licorera de Boyacá, con destino a Venezuela.