Tātou, tātou; el secreto mejor guardado en un recurso natural – Juan Daniel Angulo – #Columnista7días

Tātou, tātou; el secreto mejor guardado en un recurso natural - Juan Daniel Angulo - #Columnista7días 1“En Aotearoa, los pueblos indígenas, los maoríes, tienen una conexión espiritual entre las personas y la tierra: el bienestar de uno sostiene el bienestar del otro. Es un espíritu que adaptamos como neozelandeses y que compartimos con muchas culturas de todo el mundo, que nos conecta y unifica a todos. Fonterra”

Tātou, tātou  es una palabra ancestral de la cultura maorí, que significa ‘nosotros, nosotros’. Se trata de la característica más importante de un lugar que se ha transformado con la leche, producen el 3% del total del mundo y es el principal exportador global de lácteos.

Me refiero a Nueva Zelanda, en inglés New Zealand; en maorí la tierra de la gran nube blanca. Un país de Oceanía, localizado en el suroeste del océano Pacífico con una superficie de 268.838 km 2, y una población cercana a los 5 millones de personas, además, con igual número de vacas lecheras. El año pasado procesaron cerca de 21.100 millones de litros de leche que contenían 1.900 millones de kilos de sólidos, una suba de 0,6% en sólidos lácteos respecto al año anterior. A la leche le han imprimido resiliencia, ni la pandemia actual los ha frenado. ¿Qué debemos aprender sobre el manejo de este recurso natural?

Innumerables cosas, diría. Iniciemos con Fonterra, la cooperativa lechera neozelandesa más importante, fundada por el pueblo para el pueblo, con 10.000 granjeros, apoyados por el gobierno para adoptar buenas prácticas de gestión y mejora en la rentabilidad, eficiencia ambiental y la capacidad de recuperación ‘Resiliencia’.

Fonterra en su portal de internet (https://www.fonterra.com/nz/en/our-co-operative.html) nos muestra cómo ellos hacen que los niños amen a la leche, y despiertan el interés desde las escuelas para potencializar su conocimiento, donde los niños son los gestores del futuro del valor agregado que se le da a la leche. “El neozelandés tiene un territorio con dirigentes que generan oportunidad en sus jóvenes, más no necesidad como lo hace Colombia”.

Por ejemplo: ¿Por qué la leche es blanca?, es la pregunta que el Estado le formula a todo niño neozelandés, donde todos saben y con certeza responden. Lo mismo realiza Finlandia con la madera, e igualmente Singapur con el agua. Como vemos, estos territorios son prósperos gracias al buen manejo y a la diversificación vertical de sus riquezas naturales, lograda con el Royalty Diferenciado (política pública que ha transformado todos los recursos naturales de forma sustentable donde es aplicada).

Finalmente, Desaprender y Reaprender, la consigna que necesita todo territorio para fortalecer a su sociedad y hacerla resiliente ante los retos del mundo, donde el Tātou, tātou nos muestra qué tan crudos estamos en Colombia sobre el verdadero valor que necesitan nuestros recursos naturales.