Por el paro, Boyacá se está quedando sin GLP para el servicio hospitalario y para cocinar sus alimentos

En buena parte del país no hay abastecimiento de GLP para cocinar y demás usos. La advertencia la hizo el presidente de la Asociación Colombiana del GLP (Gasnova), Alejandro Martínez V., quien enfatizó en la importancia de que se permitan corredores de suministro para el paso de vehículos que transportan el Gas Licuado del Petróleo (GLP) que utilizan millones de hogares, así como hospitales y los sectores industrial y comercial.

Por el paro, Boyacá se está quedando sin GLP para el servicio hospitalario y para cocinar sus alimentos 1
Para el caso de Boyacá, varios de los vehículos que transportan el GLP para uso domiciliario, pero también para centros médicos de todo el departamento, están atrapados en medio de los bloqueos. Foto: Archivo Particular

En la zona centro del país la situación es difícil ya que las tractomulas que abastecen de GLP a las plantas de las empresas distribuidoras, no han podido abastecerse. Así, en Cundinamarca hay desabastecimiento en municipios como Útica, Sopó, Zipaquirá, Mosquera, Facatativá y Gachancipá –entre otros–, debido a bloqueos de diferentes vías del departamento. “Son urgentes los corredores de suministro para entregar el GLP que requieren un total de 12 millones personas, en 1.050 municipios de todo el país”, dijo Martínez.

Boyacá se encuentra también afectada: en Tunja se ha distribuido GLP dentro de la ciudad, pero hay riesgo de desabastecimiento ya que ha habido bloqueos en diferentes vías. Adicionalmente, en el municipio de Duitama la Alcaldía prohibió la distribución de GLP hasta el lunes 10 de mayo.

El presidente de Gasnova, hizo un fuerte llamado tras un diagnóstico elaborado por la agremiación frente a los bloqueos en diversas vías del país y la preocupación de los ciudadanos de regiones como el departamento de Boyacá, el suroccidente, el eje cafetero y otras regiones que no están recibiendo el suministro de este combustible para cocinar sus alimentos.

“Hacemos un llamado a la sensatez, que permita la circulación de los vehículos que transportan y distribuyen el GLP, para que se pueda prestar este servicio público domiciliario esencial para los hogares -que lo usan para cocinar-, hospitales, empresas agrícolas y el comercio, entre otros usuarios”, alertó

La problemática de desabastecimiento es grave desde el inicio de los bloqueos en el suroccidente del país (Nariño, Cauca, Putumayo, Caquetá, Huila y Valle del Cauca), y desde el gremio del GLP se alerta que además desde hace varios días se están sumando distintas ciudades y regiones, entre otras: los departamentos del Eje Cafetero, Boyacá, Piedemonte Llanero, Cundinamarca y la zona de Mamonal en Cartagena.

En el norte del país, la refinería de Cartagena en Mamonal y las diferentes plantas de las empresas distribuidoras de GLP, están afectadas por los bloqueos en ese importante corredor industrial del país. La refinería y las plantas de GLP en Mamonal no solo abastecen la costa Atlántica sino también a diferentes departamentos del centro del país.

En Bogotá, se tienen inventarios de GLP para un estimado de 3 días, pero se teme que después del fin de semana empiece a afectarse la prestación de este servicio público domiciliario.

“Apoyamos al gobierno y a las instituciones públicas para lograr una salida democrática a la grave situación que afronta el país; estamos trabajando de la mano con el señor ministro de Minas y Energía para que nuestros usuarios puedan ser atendidos a la mayor brevedad posible”, expresó el directivo gremial.

Finalmente, el Presidente de Gasnova enfatizó en que como gremio: “censuramos las vías de hecho y hacemos un llamado a quienes están impidiendo el paso de combustibles, como lo es el GLP, porque afectan a millones de colombianos y a sus propias familias”.