¿Un país democrático haría bien apagando el Internet para frenar protestas en Colombia? – Javier Sneider Bautista #Columnista7días

¿Un país democrático haría bien apagando el Internet para frenar protestas en Colombia? - Javier Sneider Bautista #Columnista7días 1Más de 150 apagones de internet se han documentado tan solo en 2020. En 2018 se registraron 196, en 2019 se registraron 213 apagones en Europa y Asia principalmente. Aunque se demuestra que en 2.020 fueron menos los apagones, no indica que los bloqueos hayan tenido menos impacto o que los derechos digitales se hayan fortalecidos (datos entregados en informe por Access Now y la Coalición #KeepItOn).

Son varios los países que se han visto involucrados en medio de órdenes antidemocráticas en las que se ordena apagar la red de internet y en especial las redes sociales, afectando a los ciudadanos pues pierden la posibilidad de estar informados y quizás perdiendo oportunidades laborales.

Según Access Now, India es el país con el mayor número de apagones de Internet (109), tan solo desde el 2019 y hasta inicio del 2021. Myanmar impuso uno de los apagones más largos registrados en estados de Rakhine y Chin.

En el 2020 Los países donde más apagones se presentaron están en los continentes de Asia, Europa y África como India, Bangladesh, Myanmar, Vietnam, Pakistán, Ethiopia, Kenya, Turkia, Guinea, Egipto, Togo, entre otros. Este año Uganda también ordenó el bloqueo de Internet durante una elección presidencial.

Sin embargo la situación también se ha venido presentando en algunos países de América como es el caso de Cuba, Venezuela y Ecuador.  Estos tres últimos países nuevos en esta clase de medidas autoritarias y extremas.

La organización Access Now en uno de sus más recientes artículos descubrió que: «…los desencadenantes observables siguieron en gran medida patrones de años anteriores. Por ejemplo, países como Bielorrusia, Tanzania y Etiopía continuaron imponiendo apagones y censura durante momentos críticos en una democracia: elecciones y protestas. Vietnam estranguló y censuró internet bajo las afirmaciones de detener las «noticias falsas», y Facebook sucumbió notablemente a las órdenes del gobierno órdenes del gobierno de permanecer en el mercado.

En Estados Unidos, el expresidente Donald Trump amenazó con bloquear TikTok y WeChat si estas plataformas no cumplían con sus demandas: una clásica postura autoritaria».

Las principales causas de los Bloqueos de Internet se han dado principalmente por: Inestabilidad política, elecciones, protestas, violencia comunal y trampa en exámenes.

Por su parte las autoridades siempre han salido a dar justificaciones sobre pos apagones y Access Now expone que los países dijeron que: «…se debía a que «las redes sociales se han convertido en una herramienta útil para los rumores y se están utilizando ampliamente para incitar al público», pero hay poca evidencia que sugiera que cortar el acceso a internet detiene la violencia en estas situaciones».

En Colombia recientemente se generó una polémica por la propuesta de la periodista Paola Ochoa quien a través de un medio radial (Escuche desde la hora 6:15:20), dijo que en otros países del mundo se ha pensado en apagar internet para frenar protestas y citó un artículo publicado en 2018 por El País de España «Apagar Internet Para frenar las protestas: un fenómeno cada vez más frecuente«. Sin embargo, los compañeros de mesa de la periodista y algunos usuarios en redes sociales no estuvieron de acuerdo con su punto de vista. Aunque también existieron casos en redes donde se mostraron en acuerdo con el apagón de las redes sociales durante los actos de protesta para evitar un generador de vandalismo y de violencia.

Aquí lo cierto es que apagar internet no solo afecta al derecho que tienen todos los ciudadanos para acceder a la información, a comunicarse libremente, sino por que es a través de Internet se pueden visibilizar violaciones atroces a los derechos humanos y abusos no sólo de autoridades, sino de ciudadanos que llegan a los extremos y deslegitiman el reclamo a una protesta justa.

Hace más de 5 años la ONU y organizaciones buscan declarar internet como un derecho humano.

Apagar Internet no hará que las protestas paren o que los actos vandálicos dejen de presentarse, lo importante es transformar la forma en la que usamos las redes sociales e internet. La oportunidad está en cada uno de nosotros de comunicarnos, de expresar un desacuerdo, de elegir a quienes nos gobiernan.

Tal como lo escribió Juan Carlos Echeverry en su columna, «Cojámosle simpatía al vecino y ganas al futuro».