Corpochivor planifica y ejecuta el monitoreo del agua a través del PIRMA

Una de las entidades responsables de implementar la Política Nacional para la Gestión Integral del Recurso Hídrico en Boyacá, es Corpochivor, y viene trabajando para ser un modelo de buenas prácticas de gobernanza del agua en el las sub-zonas hidrográficas de su jurisdicción: Garagoa, Lengupá, Guavio y Upía.

Corpochivor planifica y ejecuta el monitoreo del agua a través del PIRMA 1
Corpochivor viene trabajando para ser un modelo de buenas prácticas de gobernanza del agua en el las sub-zonas hidrográficas de su jurisdicción: Garagoa, Lengupá, Guavio y Upía. Foto: Corpochivor

Pues uno de los ejes principales de la gobernanza es la generación de conocimiento sobre el estado actual, histórico y tendencial del recurso hídrico. Al respecto, la Corporación Autónoma Regional de Chivor, se encuentra en la etapa de formulación del primer Programa Institucional Regional de Monitoreo del Agua (PIRMA), un instrumento que busca organizar estratégicamente las acciones de la corporación en torno al monitoreo de la cantidad y calidad del recurso superficial y subterráneo.

La construcción del PIRMA se desarrolla con el apoyo del Ideam, el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible y la Agencia de Cooperación Suiza, y se fundamenta en una sólida base de monitoreo que la corporación ha adelantado por veinte años.

Durante esas dos décadas se ha diseñado, operado y fortalecido la red hidroclimática y el laboratorio de calidad ambiental, que permiten conocer la cantidad y calidad del recurso hídrico, evaluando sus amenazas, riesgos y oportunidades en en el territorio.

El PIRMA de esta corporación que tiene jurisdicción en 15 municipios del centro y oriente del departamento permite la vinculación de todos los actores locales, regionales, nacionales e internacionales relacionados con el monitoreo del agua, teniendo en cuenta que su objetivo principal es proporcionar información para la toma de decisiones en materia de gestión integral del recurso hídrico.

La formulación e implementación del programa en mención involucra, por ejemplo, a las comunidades rurales de la jurisdicción en las actividades de monitoreo. Lo anterior se da gracias a estrategias participativas que incluyen medición de parámetros físico-químicos,  niveles de agua y caudales, bosque ribereño y comunidades biológicas de los ríos (macroinvertebrados, perifiton y peces).

Una de estas estrategias es el programa de bocatomas, donde dos veces al año, las personas que trabajan en los acueductos municipales y veredales, reciben entrenamiento en monitoreo del agua y desarrollan sus propias mediciones, con la orientación de la corporación y el apoyo del laboratorio de calidad ambiental de esta entidad.

Por otra parte, los habitantes de la zona rural y urbana participan cada año en tres o cuatro campañas de limpieza de los cauces para prevención de inundaciones, apoyados con los consejos municipales de gestión del riesgo de desastres, quienes, además, reciben capacitaciones en herramientas de monitoreo para alimentar el sistema de generación de alertas tempranas.

“En Corpochivor nos actualizamos día a día para proteger nuestro recurso más preciado: el agua. Con la implementación del PIRMA conoceremos a detalle la cantidad y calidad del agua que tenemos en la jurisdicción, las especies que la habitan y, lo más importante, tendremos información suficiente para generar estrategias en las que las comunidades, nuestros principales aliados, pueden hacer uso del recurso hídrico de manera sostenible”, afirmó Plinio Rolando Foereo Dueñas, director general de esta Corporación.

Esta autoridad ambiental ha incorporado y actualizado prácticas innovadoras en la evaluación y administración del recurso hídrico. Estas pueden evidenciarse en el laboratorio de calidad ambiental, el cual cuenta con infraestructura, equipos y materiales para la medición de parámetros físicos, químicos y microbiológicos del agua y el suelo. Recientemente, se incorporó al laboratorio el componente de hidrobiología, gracias al cual se cuenta con equipos de campo y laboratorio para el monitoreo de peces y macroinvertebrados acuáticos.

La innovación en administración del recurso se ha dado también mediante herramientas de modelación, ya que Corpochivor inició en 2019 un trabajo conjunto con el Instituto Ambiental de Estocolmo, para realizar investigaciones en las cuencas de la región, obteniendo modelos hidrológicos como herramienta para la administración del agua y la proyección de necesidades de gestión en escenarios de cambio climático.

La corporación involucra a las comunidades en los procesos de formulación e implementación de instrumentos como el PIRMA, pero también en aquellos de planificación, ordenación y reglamentación del recurso hídrico superficial y subterráneo. Esta vinculación se da en espacios activos de participación donde los representantes se organizan en consejos de cuenca, juntas de acueducto y veedurías ciudadanas.

Actualmente, la entidad está diseñando una estrategia de gobernanza del agua, con el apoyo del Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible, con el fin de implementar acciones en cuanto al manejo y transformación de conflictos asociados al uso del recurso hídrico, articular acciones de fortalecimiento institucional, y diseñar sistemas participativos de observación, medición, seguimiento y vigilancia de la gestión del recurso.