La historia del policía boyacense que, seis meses antes de pensionarse, fue asesinado por un francotirador

Mañana, después de tres años, Jorge Armando Cely Macías, regresará a su natal Santa Rosa de Viterbo, pero lastimosamente para darle su última despedida luego de ser asesinado en el departamento del Cesar, donde llevaba ocho años como suboficial de la policía.

Jorge Armando era el segundo de los tres hermanos Cely Macías. Foto: Suministrada por la Familia
Jorge Armando era el segundo de los tres hermanos Cely Macías. Foto: Suministrada por la Familia

“Él acababa de regresar de la licencia porque hace 40 días su esposa había tenido bebé y me había contado que lo obligaron a reintegrarse cuando lo que quería era estar con su pequeño. Me dijo que el comandante no le quiso autorizar su solicitud de poder seguir junto a su familia a pesar de que tenía 82 días de vacaciones acumuladas, precisamente por su labor”, dijo si hermana Diana Cely Macías.

Según ella, su hermano le había prometido que la semana entrante por fin salía con unos días de permiso y que después de tres años sin venir a Boyacá, viajaría para visitar a su familia en Santa Rosa de Viterbo, en compañía de su esposa Raquel Fragoso, su hijo de 9 años y el recién nacido para presentárselo.

Pero todo se quedó en planes, pues la tarde de este martes, desde un punto alto de la serranía, dispararon en contra de la patrulla de la Policía de Carreteras que adelantaban operativos en contra el narcotráfico y que estaba al mando del intendente Cely Macías, quien llevaba 19 años y seis meses, de sus 37 años de vida al servicio de la Institución.

- Publicidad -

“Condenamos el atentado terrorista contra una patrulla de @PoliciaDeCesar que costó la vida del Intendente Jorge Cely Macías, abrazamos a su familia y pedimos a @Mindefensa   @CarlosHolmesTru su acompañamiento para combatir estos crímenes en nuestro departamento”, dijo Wilson Solano, gobernador encargado del Cesar, al referirse a la emboscada perpetrada a través de la modalidad de francotiradores que se registró  sobre la Ruta del Sol sector dos, que comunican a los municipios de Curumaní y Pailitas, en el sur del Cesar.

Las autoridades advierten que en la zona delinque el bloque ‘Camilo Torres’ de ELN, que tendría responsabilidad en este último atentado en el que murió el boyacense y que tuvo lugar justo cuando se adelantaba un consejo de seguridad para analizar los hechos de violencia que durante el fin de semana golpearon a las estaciones de Curumaní y Pailitas, cuando delincuentes lanzaron granadas contra estos puestos.

“Esto es lamentable, otra familia enlutada por culpa de los violentos. Él era comandante de tránsito en esa región del país y ahora regresa pero muerto a su tierra natal dejando el dolor a su señora madre a sus dos hermanos, a su esposa y sus dos hijos”, aseguró el alcalde de Santa Rosa de Viterbo, Wilson Ricardo Báez.

Jorge Armando Cely Macías nació y creció en Santa Rosa de Viterbo, viendo de fondo la escuela de policía Rafael Reyes; estudio en el colegio Carlos Arturo Torres y por fin se le hizo realidad su sueño de ingresar a la escuela de policía donde se graduó y salió trasladado para Medellín tras realizar dos cursos de tránsito y carreteras. De allí había salido trasladado hace 12 años para la Guajira y luego para el Cesar, hace ocho años.

Hace tres años, el sargento Cely Macías, había estado por última vez en Santa Rosa de Viterbo y se había reunido con toda su familia. Foto: Suministrada por la Familia

“Su sepelio se va a hacer en Santa Rosa de Viterbo. Esta tarde le van a entregar el cuerpo a mi cuñada y en Valledupar le van a hacer una velación y homenaje por parte de la Policía y luego lo trasladarán en avioneta a Sogamoso o a Paipa, para traerlo a sus honras fúnebres que se van a realizar en una misa campal en el parque principal, con todas las medidas de bioseguridad y con homenajes de la escuela de donde se hizo policía”, aseguró su hermana, quien añadió que él ya estaba planeando el regreso con su familia a Boyacá, luego de pensionarse y tras permanecer tanto tiempo lejos de su tierra