Miles de turistas llegaron a Boyacá para cerrar el 2018 y recibir el 2019

Por las vías del departamento en la temporada decembrina circularon 2.430.000 viajeros. En el puente de Reyes ingresaron a Boyacá 113.158 vehículos y al finalizar el festivo salieron de la región 118.826.

previous arrow
next arrow
previous arrownext arrow
Slider

El atractivo de las decoraciones navideñas, las luces, las tradiciones decembrinas de años viejos, diablos, las vespertinas y sin duda, los paisajes de la tierra verde llamaron la atención de propios y extranjeros que a pesar de la congestión se pegaron a la ruta navideña boyacense.

La temporada fue aprovechada por la mayoría de municipios del departamento que, en coincidencia con sus tradiciones, expusieron lo mejor de sus actividades culturales logrando llenar sus plazas con cientos de turistas que en fila esperaban para observar los pesebres, la iluminación o degustar una deliciosa merienda.

El Puente de Boyacá engalanó la entrada al departamento. A pesar de que la congestión vehicular alcanzó filas interminables, los visitantes esperaron para apreciar el manto de colores  dispuesto sobre el escenario heroico.

Paipa, además de la amplia oferta de servicios recreativos, de turismo ecológico y de descanso, implementó una estrategia innovadora con el singular Maping que mediante un destello de figuras 3D proyectado sobre la fachada de la Iglesia San Miguel Arcángel del Parque Principal congregó a las familias con mensajes de paz y reconciliación.

Nobsa recibió a más de 50.000 visitantes durante la temporada decembrina que llegaron a conocer el gran pesebre en movimiento. En Pueblito Boyacense el atractivo fue el montaje de miniaturas de los lugares típicos de la región con sus elementos tradicionales, por ejemplo, se podía aprecia una réplica a escala de plaza de Garagoa, de la iglesia de Corrales, de Monguí entre otras.

En Santa Rosa, la iglesia se engalanó con luces de colores que resaltaban su figura en medio de la plaza donde además se lucía un gigantesco árbol de Navidad.  En Tibasosa las luminarias resaltaban las grandes figuras navideñas que rodean una inmensa granja en movimiento. Floresta y Busbanzá le hicieron honor a las tradiciones religiosas exaltando la estructura de sus iglesias y de sus plazas principales con amplios y coloridos vitrales.

Corrales sin duda fue uno de los sitios más concurridos, desde entrada la tarde, los visitantes llegaban para pasear el denominado pueblo pesebre de Boyacá donde en cada casa se extendió una línea de luces que desde lejos permitan ver la estructura del pueblito que en su interior, además tenía orquesta en vivo, figuras alusivas a la navidad, corredores iluminados y la gastronomía de la zona.

Atractivos culturales como las fiestas populares y la celebración de los aguinaldos en municipios como Mongua y Monguí, donde la caracterización de los matachines, los diablos, los disfraces de figuras alegóricas, los juegos típicos al son de la papayera fueron el atractivo.

Grandes romerías se vivieron debido a las tradiciones religiosas, por ejemplo en la visita al Convento de Santo Eccehomo en Sutamarchán y la celebración de la Fiesta de la Virgen de la O de Otengá en el municipio de Beteitiva que se hace en honor a la pintura que data de 1611.

Otros visitantes, además de disfrutar de la oferta cultural, recorrieron el departamento en busca de un encuentro con la naturaleza y la belleza de los paisajes en la temporada de comienzo de año. Los destinos más concurridos fueron Villa de Leyva, Chiquinquirá, Cuitiva, Moniquirá, Jenesano, Umbita, Tenza,  Somondoco, Miraflores, Campohermoso, Boavita, Covarachia, El Cocuy y especialmente la Laguna Tota, que, para el puente de Reyes recibió a más de 3.500 turistas.

Según el reporte de la Policía Departamental de Boyacá, se destaca en estas festividades el buen comportamiento de propios y turistas pues a pesar de la alta afluencia de personas en cada uno de los municipios, solo se efectuaron  108 comparendos por comportamientos contrarios a la convivencia.

Según la entidad para la seguridad en las fechas festivas se dispusieron más de 450 uniformados  y se atendieron 1.688 llamadas a la línea 123 de emergencia en cuanto a aplicaciones del Código Nacional de Policía.

En cuanto a la movilidad, durante el plan retorno del puente de Reyes, se aplicaron 292 órdenes de comparendo, fueron inmovilizados 91 vehículos por diferentes infracciones y se realizaron 100 pruebas de embriaguez de las cuales 07 fueron positivas.